Dom. Feb 5th, 2023

A raíz de un pedido elevado al Ejecutivo provincial por parte de representantes de los colegios de profesionales de psicólogos y fonoaudiólogos y la asociación que nuclea a acompañantes terapéuticos, el gobernador Sergio Uñac se puso a disposición de los mismos para gestionar el pago de honorarios a prestadores de servicios en discapacidades por los tratamientos brindados durante el año en curso.

En ese marco, el primer mandatario provincial dialogó con el superintendente de Servicios de Salud de la Nación, Daniel López, quien explicó que la AFIP ha actuado siguiendo los procedimientos establecidos en el acopio de dinero para realizar las transferencias a cada obra social.

El funcionario nacional se puso a disposición de los prestadores sanjuaninos y detalló que las correspondientes transferencias se están llevando a cabo con total normalidad y añadió que se encuentra disponible la página de reclamos de la Superintendencia, recordando que no se puede realizar ni quita ni ajuste por parte del Estado ya que los fondos son de aportes y contribuciones, no del Tesoro, por lo que las obras sociales van a percibir los respectivos fondos como venían haciendo.

Desde la Superintendencia destacaron que existe un mecanismo de distribución directa de los recursos del Fondo Solidario de Redistribución a las obras sociales nacionales, para ser destinados exclusivamente al financiamiento de las prestaciones contempladas en el Nomenclador de Prestaciones Básicas para Personas con Discapacidad (Resolución N°428/1999). El resto de las prestaciones que se otorgan a las personas con discapacidad son financiadas por las obras sociales con recursos propios.

A efectos de recibir los recursos, las obras sociales nacionales presentan ante la Superintendencia de Servicios de Salud la facturación de las prestaciones brindadas por los prestadores a sus beneficiarios. Posteriormente, la Superintendencia de Servicios de Salud analiza la información recibida.

Finalizado dicho proceso, la Superintendencia informa, dentro del mes corriente, a la AFIP el detalle de los totales liquidados asignados a cada Obra Social. Una vez que AFIP recibió por parte de la Superintendencia la liquidación, procede a acopiar de la cuenta recaudadora los recursos necesarios para cubrir dicha erogación.

Por su parte, las obras sociales, dentro de los 60 días corridos a partir de la finalización de cada mes, deben presentar ante la Superintendencia un Informe de rendición de los pagos a los prestadores.