fbpx
Spread the love

A menos de un mes de que se tenga que hacer el histórico traspaso de mando en el gremio docente UDAP, el 12 de junio, el saliente Luis Lucero y la entrante Patricia Quiroga no se han visto las caras. «Le mandé un mensaje hace 15 días y nunca me volvió a llamar, calculo que fue cuando recibió la denuncia en la Justicia electoral. Le he vuelto a mandar un mensaje y no me ha contestado», aseguró la sindicalista. Como dice que no logra enterarse de nada ni concretar la transición, Quiroga y su equipo planean apersonarse por la sede de calle Salta la semana próxima para chequear cómo está la institución.

A juzgar por lo que dice Quiroga, el panorama de UDAP es complicado. «No hemos tenido ningún contacto con él. Nosotros recibimos información de los afiliados y de algunos proveedores. Los afiliados no reciben reintegros y tampoco los medicamentos, algo está pasando», afirmó ella en declaraciones a Radio Sarmiento este viernes. «Lo único que tengo es de los proveedores que se han comunicado conmigo y quieren llegar a un arreglo. Sabemos de 23 millones de pesos que se debe de una farmacia, de cementerio 7 u 8 millones y la AFIP que son 50 millones», agregó. Además, aseguró que «por dichos sabemos que el gremio tiene las cuentas embargadas».

La sindicalista se quejó de Lucero, que perdió las elecciones y no les facilita conocer la situación institucional. «No hemos podido entrar a UDAP, pero el 12 debemos asumir. La semana que viene vamos a ir a hablar con Lucero y la gente porque el 12 vamos a asumir y no sabemos con qué nos vamos a encontrar», advirtió.

Quiroga informó que no sabe todavía qué día irán por el gremio y que «esta semana lo vamos a hablar con el secretariado». Evaluó que «nosotros pedimos conocer porque el 12 nos van a exponer qué tiene cada secretaría».

Respecto de cómo abordar las finanzas en el gremio dijo que «nos han dicho que no podemos pedir préstamos pero vamos a tratar, con una buena gestión», además de que se esperanzó con la idea de ponerse al día con los acreedores, los cuales según ellas, le habrían dicho que la esperarán un tiempo hasta que normalice la situación.

Según Quiroga, los docentes se están afiliando o reafiliando, lo que les permitiría contar con más recursos. «Algunos ya fueron y otros están esperando que asumamos», sentenció.

Adelantó que «vamos a poner prioridad en farmacia y coseguro». A la vez, consignó que en el Instituto Marina Viltes los directores los han recibido y allí les comentaron que no se debe nada.

 

fuente: tiempo de san juan

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *