Jue. Ago 5th, 2021

Ante la falta de agua que padece la provincia de San Juan -como consecuencia de varios años sin contar con suficientes nevadas en la cordillera- las autoridades de Hidráulica con la aprobación de una parte de inspectores y regantes han diseñado un plan que consiste en entregar casi un 58% menos de agua para el próximo trimestre en el valle productivo de Tulum. Mediante la implementación inédita de un sistema de riego «por márgenes» del río San Juan, se plantea contar con sólo 22 días para regar los cultivos, de un total de 92 que habrá entre julio y septiembre próximos. Comparado con los 52 días de riego que hubo en el mismo lapso del año pasado, es casi un 58% menos. El coeficiente de agua a liberar esos días es 0,32, el mismo caudal que en el 2020, según aseguran en el departamento de Hidráulica. El titular de la repartición, Oscar Coria, dijo que la propuesta «aún no está consensuada» con las Juntas de Riego y que puede sufrir modificaciones. Pero admitió también que lo único posible sería «permutar» unos días por otros, porque no es posible entregar más agua de la que se ofrece sencillamente porque no hay. La viralización de esta propuesta por Whatsapp levantó gran polvareda en la provincia y ayer en el arco productivo no se hablaba de otra cosa, con partidarios y detractores. A los productores los ganó la incertidumbre y ahora están meditando cuántas hectáreas sembrar la próxima temporada (ver página 3). El clima tampoco ayuda porque la nieve caída en los últimos días en Calingasta, en la cuenca del río San Juan, es paupérrima (ver abajo).

«»Se está diseñando una propuesta que sería mandar el agua por zonas, unos días por la margen derecha del río y otros, por la margen izquierda», indicó el Director de Hidráulica. Agregó que eso sería para mandar solamente el agua que viene por el río actualmente -ayer unos 19 m3/seg.-, y así no tocar las poquitas reservas que quedan en los diques, además que de esa forma el caudal lleva «más peso» y puede llegar hasta el último punto de cultivo. El plan sería liberar esa agua durante 5 días de julio por el Canal Céspedes -que va hasta Sarmiento-, y otros 5 días por el Canal del Norte, que va hasta 25 de Mayo. Si bien son 10 días, en realidad, cada productor va a poder regar sólo 5 jornadas. En agosto serían 8 días y en septiembre, 9 días del mes. «»Los días no están consensuados, las fechas se pueden adelantar o atrasar, todos quieren agua, algunos para los parrales, otros para las chacras de primavera y otros para las de invierno. Es muy diversa la situación y sabemos que no vamos a conformar a todos», advirtió Coria, quien agregó que esta semana se quiere hacer una reunión presencial con los presidente de las Juntas de Riego para definirlo. Entre los que apoyan este mecanismo porque piensan que no hay otra alternativa ante la sequía, está Francisco Ferrer, titular de la junta de Sarmiento. «»Estamos de acuerdo con esa corta ahora», agregando que es preferible eso y así tener más agua desde octubre, aunque admitió que los más perjudicados serán semilleros y meloneros. Otro que lo defendió es Bruno Perin, titular de los regantes de Pocito. «Si se distribuyen los 19 m3/seg. que vienen en el río en todo el valle, es muy poco. En cambio si se manda 5 días para un lado y 5 para otro, se duplica la cantidad y se puede regar mejor», aseguró. Propuso además que cada junta haga un plan de turnos en su departamento, con la misma división. Eduardo Garces, titular de la junta de Chimbas, dijo que puede aceptar el riego por margen sólo si se aumenta el coeficiente de riego a 0,50, de lo contrario no se podrá regar. «»No han arreglado los pozos, no hay ley de sequía, parece que quieren hacernos desaparecer», dijo al cuestionar duramente a la actual conducción de Hidráulica. En sintonía, Andrés Roca, desde Caucete, se opuso a la propuesta. «»No estoy de acuerdo, con esta racionalización no se podrán regar la totalidad de hectáreas de viñedos», dijo. Se quejó de no haber sido convocado y advirtió que se perderán parrales productivos.

Casi nada de nieve

Si bien se han producido algunas nevadas, la intensidad de las mismas ha sido insuficiente. Los datos oficiales del Departamento de Hidráulica señalan que en las estaciones meteorológicas Del Carmen, Patos Norte y Corrales de Alambre ayer medían sólo 10 centímetros de nieve. En las estaciones de Pachón, Teatinos y Calderón había un poco más, 20 centímetros, pero claramente un nivel muy pobre. El 15 de junio pasado nevó en zonas de Valle Fértil, Jáchal e Iglesia. El fin de semana pasado Pedernal amaneció cubierto de nieve.

De acuerdo a las últimas informaciones del Departamento de Hidráulica, las perforaciones oficiales en el Valle de Tulum son las siguientes. Hay 28 perforaciones con descarga en canal que están funcionando, 7 en el Estero Matriz, 14 en el Canal del Norte y 7 en el canal Benavídez. Además hay 22 que están equipadas o en proceso de reparación o de energización, de las cuales 19 están en el Estero Matriz, 2 en el Canal del Norte y 1 en el canal Benavídez. En proceso de equipamiento hay 6 en el Canal del Norte, 5 en el Benavídez y 7 en el canal Cochagual; totalizando 18. En proceso de evaluación o de factibilidad hay 15 perforaciones, 12 en el Canal del Norte y 3 en el Benavídez. Nuevas por construir hay 44, de las cuales 14 están en el Canal Benavídez, 14 en el canal Céspedes, 9 en el canal Moya y 7 en el canal Sarmiento. Oscar Coria dijo que cree que la próxima temporada se podrá completar el abastecimiento de riego con los pozos previstos.

Agregó que la provincia consume actualmente 830 hm3 anuales (y no más como indican algunos informes privados) y que los pozos oficiales rinden entre 80 y 100 litros de agua por segundo. Respecto a la monda o limpieza de canales, dijo que está demorada por la pandemia, pero que se podrá cumplir a tiempo.

fuente: diario de cuyo