Sáb. Ago 20th, 2022
«El riesgo de una Tercera Guerra Mundial es muy grande», así alertó Joseph Biden a sus pares del continente durante un almuerzo que tuvo lugar el viernes, antes de la sesión final de la IX Cumbre de las Américas que se desarrolló esta semana en Los Ángeles.

“Tengo información clasificada que no puedo contar, pero el riesgo de una Tercera Guerra Mundial es muy grande. Las consecuencias son inimaginables. Ninguno de los que está acá se puede imaginar la consecuencia de esta guerra”, reveló el Presidente de los Estados Unidos.

“Estamos en un mundo muy lastimado. Tengo una mirada muy pesimista de Putin. Yo lo conozco mucho. Sé que no puedo esperar mucho de él. Tengo poca expectativas”.

El mensaje de Biden fue escuchado en silencio por Justin Trudeau (premier de Canadá), Alberto Fernández (Argentina), Gabriel Boric (Chile), Jair Bolsonaro (Brasil), Mario Abdo Benítez (Paraguay), Iván Duque (Colombia), Rodrigo Chaves Robles (Costa Rica), Luis Abinader (República Dominicana), Guillermo Lasso Mendoza (Ecuador), Pedro Castillo (Perú) y Philip Davis (Bahamas), entre otros mandatarios.

La probabilidad de un conflicto global ya había sidoevaluada por Biden el último 11 de marzo cuando públicamente alertó al Kremlin (la sede oficial del presidente de la Federación Rusa, Vladimir Putin) que «pagará un alto precio si usa armas químicas» en Ucrania.

El cierre de la Cumbre de las Américas sirvió de antesala para lo que ocurrirá a fin de mes en Munich, Alemania, cuando se reúna el G7, donde fue invitado el presidente Alberto Fernández. De hecho, en esta ciudad hubo tres mandatarios que dirán presente en esa cumbre: Biden, Fernández y Justin Trudeau (Canadá).

EL BALANCE PARA LA ARGENTINA

El embajador argentino en Estados Unidos, Jorge Argüello, hizo un balance sobre la presencia del Presidente Alberto Fernández en la Cumbre de las Américas: «llevó la voz de la totalidad de los países de la región y fue bien escuchada, porque el planteo fue bien hecho: se habló con sinceridad, claridad, firmeza y eso hizo que la recepción del mensaje fuera muy positivo».

Al mismo tiempo, destacó la relación bilateral con Estados Unidos: «está pasando por un muy buen momento y es el momento de profundizarla». Además contó que el presidente Alberto Fernández quiere viajar a Washington con científicos, empresarios y dirigentes sindicales para que la visita a la Casa Blanca sea «un hecho intenso».

«La calidad de la comunicación y del diálogo entre los presidentes (Joe) Biden y Fernández es muy buena. La relación está pasando por un muy buen momento y es el momento de profundizarla», sostuvo el diplomático.

En declaraciones radiales, el representante argentino en Washington consideró que la invitación que hizo el jefe de la Casa Blanca para concretar un encuentro en Estados Unidos el 25 de julio «es un elemento auspicioso que habla a las claras de cuál es la voluntad de las partes en lo que se refiere a la relación bilateral».

«Alberto Fernández quiere viajar con científicos, empresarios, dirigentes sindicales. Quiere hacer de esa visita un hecho intenso, positivo que potencie y multiplique la relación bilateral», indicó Argüello. Al respecto, el embajador comentó que la visita del Presidente a Estados Unidos podría incluiro tras ciudades además de Washington.

Fuente: Ámbito