Spread the love

Alex Gabriel Rodríguez Quintero tiene cuatro meses de vida y padece epilepsia súper refractaria, lo que genera que el cuerpo del pequeño rechace los medicamentos base y las drogas fuertes. Necesita con urgencia ser trasladado en avión sanitario hasta el Hospital Garrahan para tratar la enfermedad y tener posibilidades de continuar viviendo. Néstor Quintero, padre del pequeño, contó que desde el Hospital Rawson ya les aseguraron la cama en el nosocomio de Buenos Aires. La doctora Sandra Ruarte, coordinadora de Vuelo Sanitarios, explicó que se pusieron a disposición de la familia y este viernes a las 8, el menor será trasladado finalmente.
Néstor Quintero, padre del pequeño, contó que cuando el niño nació parecía estar sano, pero en un momento comenzaron a notar movimientos raros en su cuerpo por lo que llamaron al servicio de urgencias. Al principio los médicos le indicaron que eran reflejos de recién nacido, hambre, cólicos, sueño o brotes de crecimientos, pero Néstor expresó que estaban notando movimientos más bruscos y meses más tarde empezó con mayores convulsiones.
Más adelante, llevaron a Alex a una doctora y los derivó hacia el Hospital Doctor Guillermo Rawson donde le realizaron estudios. Lo internaron y le hicieron un electroencefalograma donde le diagnosticaron epilepsia y recibió la medicación correspondiente, carbamazepina y fernobabital. El 9 de octubre le dieron el alta, pero el 18 del mismo mes tuvo que ser internado, ya que el cuerpo de Alex comenzó a rechazar los medicamentos bases, a tal punto que sus convulsiones duraban 45 minutos. Esto conllevó la necesidad de colocarle sensores en todo el cuerpo al bebé y tiene una vía vesical por donde orina, aunque las convulsiones no cesan.
Ante este escenario, la familia se movió para conseguir una atención acorde y desde el Hospital Rawson le dieron el traslado y les aseguraron una cama en el Hospital Garrahan para tratar su patología. La madre del chico, Ivana Rodríguez, había publicado un posteo donde explicaba que la urgencia del traslado hasta Buenos Aires y que le dijeron que el avión sanitario estaba «roto».
Se puso en contacto con Sandra Ruarte, coordinadora de Vuelos Sanitarios, quien contó que el avión se encuentra en tareas de mantenimiento: «Está en el service», explicó. Al tiempo que contaron que se pusieron a entera disponibilidad de la familia para hacer efectivo el traslado hasta Buenos Aires.
Finalmente, y ante el apuro por la situación médica, se consiguió el vuelo sanitario a tiempo y este viernes 3 a las 8 de la mañana partirá la aeronave hacia Buenos Aires para que el chico sea atendido finalmente.

fuente: diario huarpe

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *