Vie. Dic 3rd, 2021

La primera encomienda tenía 48 paquetes con contrabando. La segunda, 44 paquetes. La tercera, otros 50. No hubo que ahondar mucho en la requisa, dado que el fuerte olor que salía de la bodega ya hacía suponer a los uniformados que se trataba de algo ilegal.

Y un rato después confirmaron sus sospechas: se trataba de un total de 36 kilos de contrabando valuado en casi 600.000 pesos que fue descubierto durante un operativo de rutina en una ruta de Caucete.

El operativo fue realizado por efectivos del Escuadrón Núcleo de Gendarmería sobre la Ruta Nacional 141, a la altura de Control Forestal, precisaron fuentes de esa fuerza a este diario.

Allí, los efectivos hicieron detener al chofer de un colectivo de larga distancia que viajaba desde Jujuy a Mendoza.

Hubo una requisa de rutina en la bodega de la unidad y apenas abrieron, los gendarmes se encontraron con un fuerte olor a hojas de coca, informaron desde esa fuerza.

Puntualmente, ese hedor provenía de 3 encomiendas y al abrirlas encontraron esos 142 paquetes que contenían hojas de coca. Ese cargamento fue valuado en 576.000 pesos, informaron desde Gendarmería.

Los uniformados avisaron al Juzgado Federal Nº2 y desde allí ordenaron abrir cada uno de los paquetes. Cada uno contenía hojas de coca, en total, 36 kilos.

De inmediato, el operativo quedó a cargo de las delegaciones locales de la AFIP y la DGA porque se trataba de una infracción al Código Aduanero.

Imagen Ilustrativa

Fuente: tele sol