Spread the love

Los precios de los alimentos se dispararon casi 2% en la tercera semana de mayo, lo cual marcó una fuerte aceleración respecto a la inflación registrada la semana previa. En esta oportunidad, los lácteos, el azúcar, los panificados y las verduras encabezaron las subas, que estuvieron muy por encima del promedio. Fue el incremento semanal más pronunciado en dos meses.

De acuerdo a un informe de la consultora LCG al que pudo acceder El Destape, en la segunda semana de mayo la suba de precios de los alimentos promedió 1,8%,acelerando 1,7 puntos respecto la semana anterior.  En lo que va del mes, los alimentos acumulan un 3% de inflación.

Un tercio de la inflación semanal la explicaron los aumentos de los lácteos (+0,58 puntos), mientras que en el otro extremo, los precios de las frutas cayeron por segunda semana consecutiva. Así le fue a cada producto:

  • Azúcar, miel, dulces y cacao: 9,4% 
  • Condimentos y otros productos alimenticios: 5,8%
  • Verduras: 5,1%
  • Productos lácteos y huevos: 4,3%
  • Productos de panificación, cereales y pastas: 2,3%
  • Aceites: 1,3%
  • Carnes: 0,9%
  • Bebidas e infusiones para consumir en el hogar: 0,4%
  • Comidas listas para llevar: -0,1%
  • Frutas: -3,4%

«Las variaciones de precios mostraron mayor dispersión y sesgo hacia valores no-negativos respecto a la semana anterior», remarcó el documento. Los aumentos semanales reiterados de bebidas y lácteos explican el 80% de la suba, que se compensa parcialmente con las continuas caídas de Frutas (-0,29 puntos).

La disparada del dólar blue y los financieros puede calentar la inflación

Con el fin de la paz cambiaria se encienden las alarmas en las góndolas por la venida de un fenómeno económico denominado como «pass through», que hace referencia al impacto que tiene en los precios de la economía una suba del tipo del cambio, en este caso el dólar. En Argentina hay múltiples ejemplos por las numerosas devaluaciones que se dieron a lo largo de la historia, con diciembre de 2023 como último parámetro. La pregunta que recorre la calle y las redes sociales es si ahora se replicará este problema tras el incremento del dólar ilegal y los financieros.

En diálogo con El Destapeel economista jefe de la consultora FIDE, Pedro Gaite, remarcó que «algún efecto en precios es esperable que tenga, pero algo más acotado por la recesión, que le pone límite al aumento de precios». También «porque hubo una remarcación excesiva en el plano mayorista en diciembre y que la dejó bastante por encima de la minorista e incluso de la variación interanual del dólar».

Por su parte, el economista Sergio Chouza afirmó que «la mayoría de los rubros se acomodaron a un dólar de 1.200 pesos en diciembre, pero también hay algunos precios que recortaron en los últimos meses». Sin embargo, subrayó que «puede haber pasaje por cobertura sobre todo en rubros donde tiene mucha incidencia el concepto de costo de reposición, pero no debería ser lo que domine», y destacó que «esto puede ponerle un piso al recorte del IPC y moderar la velocidad de la baja». 

En este contexto, el economista Carlos Rodríguez cuestionó este jueves los instrumentos que está utilizando el Gobierno para combatir la inflación y afirmó que «esto que están haciendo no funciona. Señaló que «usar el dólar para controlar la inflación es y será control de precios cuando se hace con cepo y tasa sobre Bonos del Tesoro indexados y con puts del BCRA».

El economista remarcó que «indexar la deuda pública y usar control de cambios no son instrumentos apropiados en una estrategia para superar definitivamente la inflación». Consultado sobre cuál sería su propuesta, Rodríguez indicó: «Las tiene que hacer el Gobierno, para eso están. Yo solo estoy diciendo que esto que están haciendo me parece que no funciona».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *