Spread the love

Dos delincuentes fueron castigados este viernes por la mañana, después de que aceptaran haber asaltado el cargamento de un camión con bolsas de harina y haberse apropiado de un botín valuado en 400 mil pesos. Como los ladrones de harina no tenían antecedentes penales, zafaron de ir tras las rejas y deberán pagar una multa que beneficiará a un comedor de Albardón.

De esta manera, Juan José Quiroga, Diego Balmaceda y Pablo Jesús Balmaceda fueron sancionados con una suspensión del juicio a prueba por dos años, una reparación simbólica consistente en el pago de $ 15.000 cada uno en favor del sitio al que chicos acuden a comer a diario.

Además, el fiscal Juan Manuel Gálvez y sus ayudantes fiscales Juan Manuel García Castrillón y Claudia Vila acordaron la realización de 16 horas de trabajo comunitario en el Municipio de Caucete para los tres imputados.

Fue la Brigada de Investigaciones del D-5 la que logró dar con los ladrones y recuperar parte de lo que se habían robado durante la madrugada del domingo último en calle Patricias Sanjuaninas, entre Juan José Bustos y Sargento Cabral, en Caucete.

El camión pertenecía al chofer Héctor Pérez, trabajador de la empresa de Transportes Jorge Sánchez. Pérez había dejado el camión frente a su domicilio, cargado con 400 bolsas de harina marca Pan Florencia, cada una de 25 kilos.

Los malvivientes aprovecharon la noche para robarle 25 bolsas, algo de lo que el dueño se percató recién durante la mañana del lunes cuando se levantó para hacer el reparto.

La denuncia fue radicada en la comisaría y se abrió una investigación que terminó con el allanamiento de domicilios de la Villa Dolores, en Caucete. Allí encontraron parte de lo que se habían robado y detuvieron a dos sujetos. Es que los mismos ofrecieron el botín por un precio menor que su costo real a los vecinos de la zona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *